El 5 de febrero de 2024 será el juicio contra José Alperovich

LOCALES |

Con 81 testigos el exgobernador de Tucumán será sometido a un juicio oral por el delito de abuso sexual contra una sobrina, que hacía las veces de asistente personal durante la campaña electoral del año 2017.
El juicio oral contra el ex gobernador y senador por Tucumán José Alperovich por abuso sexual contra una sobrina y ex colaboradora comenzará el 5 de febrero de 2024.

Así lo resolvió este miércoles el Tribunal Oral número 29, que convocó además a una lista de 81 testigos –entre ellos al actual gobernador Juan Manzur- para que declaren durante el debate.

El tribunal ordenó también una serie de medidas como parte de la “instrucción suplementaria” previa a la iniciación del juicio. Alperovich está acusado de abusar sexualmente de su sobrina entre 2017 y 2019, en sus oficinas en Tucumán y en la Capital Federal.

Según la imputación con la que llegará a juicio, el ex gobernador cometió esos delitos “mediando abuso de poder y autoridad; todo lo cual por sus circunstancias, y tiempo de duración le ocasionaron a la víctima un sometimiento sexual ultrajante”.

Al pedir la elevación a juicio los fiscales también sostuvieron que durante la instrucción quedó demostrado que «como el imputado utilizando su fuerza física y ejerciendo abuso intimidatorio de poder y violencia de género, reducía bajo su dominio como víctima y la ponía como un mero objeto de satisfacción sexual, de cosificación, sometiéndola de forma violenta, ultrajante y degradante».

Alperovich había pedido un jurado popular invocando una norma que rige en la Ciudad de Buenos Aires, pero el tribunal le respondió que “la ley cuya aplicación se requiere no fue creada para los tribunales nacionales con asiento en la Capital Federal”.Los delitos que se le reprochan a Alperovich contemplan una pena máxima de 15 años de prisión.

Los antecedentes

La Fiscalía Nacional en lo Criminal y Correccional N°10 de la Capital Federal, interinamente a cargo del fiscal Santiago Vismara, y la Unidad Fiscal Especializada de Violencia contra las Mujeres (UFEM), a cargo de Mariela Labozzetta,llevaron adelante la acusación contra el exgobernador de Tucumán.

La denuncia contra el también ex senador fue presentada, en 2019, por una joven que trabajaba con él y que tenía también un vínculo familiar.

Hicieron hincapié en dos episodios de abuso sexual ocurridos en diciembre de 2017, en la Capital Federal y en base a los elementos y pruebas recolectadas, ampliaron la acusación contra el acusado por otros seis hechos que tuvieron lugar durante 2018 en la provincia de Tucumán.

Dentro del relato de la denunciante, Vismara y Labozzetta destacaron “el contexto de permanente control y humillación en el que se desenvolvía esa relación, el constante tono imperativo de él hacia ella y la naturalización del entorno de frases obscenas proferidas por él y dirigidas a ella y a otras personas”.

En esa línea, puntualizaron sobre distintos maltratos y descalificaciones que comenzó a sufrir la joven desde marzo de 2019.

Resaltaron que varias personas declararon sobre el contexto en el que sucedieron los hechos y la forma en la que el imputado se manejaba con la víctima inclusive en el ámbito público.

Además de la relación familiar (ella es su sobrina), los fiscales tuvieron en cuenta la diferencia de edad (35 años); la situación de dependencia laboral; el hecho de que Alperovich era y es un reconocido político con influencia provincial y nacional, que gobernó años Tucumán, la provincia donde la denunciante reside actualmente.